Ya sea que se trate de estacionamientos, soluciones rápidas para baches, rastrear las poblaciones de microorganismos en aguas residuales urbanas, Boston tiene un servicio digital para abordar casi cualquier situación o problema metropolitano. La inteligencia en red se está aprovechando para ayudar a los más de 670 mil residentes y autoridades locales a obtener un mejor y más seguro control en la vida cotidiana. Todo esto y mucho más es parte del concepto de ciudad inteligente.

Las metrópolis de todo el mundo están invirtiendo en hardware y software para conectarse en red con la mayor cantidad posible de servicios públicos y sean más inteligentes.

La concentración del comercio y la curiosidad son palpables en la vida de la ciudad. Fundada hace casi 400 años, la urbe es una mezcla de arquitectura colonial bien conservada y un horizonte moderno, pero el comercio y la transformación no están exentos de inconvenientes, escuchar letanías de quejas de los residentes sobre el tráfico permanente en las calles del centro, en las autopistas urbanas y en los numerosos túneles que conectan la ciudad con el aeropuerto. Boston ha sido un pionero en todas las nuevas formas de movilidad. Fue aquí donde se abrió la primera línea del metro de EUA en 1897. Ese sistema se ha convertido en una red regional que hoy abarca 133 estaciones.

Thomas Matarazzo tuvo la ingeniosa idea de utilizar a millones de personas para monitorear la infraestructura de la ciudad. Los teléfonos inteligentes en los automóviles se pueden utilizar para obtener una imagen en tiempo real de cada puente. << el puente Longfellow bridge construido en 1906 y revisado solo 2 veces, ahora tiene que ser reparado por más de 250 millones de dólares.>> Las inspecciones regulares podrían haber ahorrado 186 millones de ese costo. En lugar de limitar las inspecciones cada 2 años, ha ideado un método para extraer el perfil de vibración individual de cualquier puente metropolitano de los miles de viajes diarios que realizan a través de él. 

El acelerómetro en cualquier teléfono móvil puede reemplazar costosos sensores fijos. <<Aunque una aplicación móvil puede no ser tan precisa>> asegura Matarazzo, aun así, se puede identificar claramente las desviaciones en el patrón de vibración normal de un puente.

Beyond lights es otro concepto en el que están trabajando sus fundadores Fabio Duarte y Ricardo Álvarez, que tiene como objetivo hacer las farolas inteligentes que utiliza un planificador urbano con estructura de soporte más versátil para los sensores, esto abarca desde el número de peatones en las intersecciones, el monitoreo de la salud de los árboles y los pulmones verdes, así como la cantidad de espacios de estacionamientos ocupados.